MeteoBinéfar

Cosas del clima, que ya nos tiene acostumbrados a estos vaivenes de cifras. Cinco meses sin caer apenas unos pocos litros, y de repente, triplicamos la media del mes y recogemos la cuarta parte de lo que suele caer en un año normal. Abril ha sido magnífico en cuanto a la precipitación, en su mayor parte chubascos sin gran intensidad o de temporal, que los campos han agradecido, quizás para algunos cultivos demasiado tarde, caso de la cebada, pero muy beneficiosos para otros. Ahora sales al campo y ves todo verde, hasta las laderas de los tozales reverdecen entre el monte bajo.

Y es que el hecho de que el anticiclón haya estado missing durante todo el mes ha favorecido en todos los aspectos meteorológicos. Se ha notado en el régimen de vientos, dominantes del tercer y cuarto cuadrante, por lo que las temperaturas sin ser frías se han situado por debajo de la media. Estos vientos  han llegado asociados a una serie de centros de bajas presiones o embolsamientos de aire frío que se han descolgado del frentre polar y que han proporcionado abundante inestabilidad dinámica y termodinámica en todo el territorio penínsular, con una variedad de situaciones meteorológicas, que aunque típicamente primaverales hacía tiempo no veíamos. Hemos tenido tormentas intensas, granizo en algunas zonas, largos temporales, periodos prolongados con cierzo y rachas de hasta 80 km/h si no más, heladas matinales, algunas moderadas, amplitudes térmicas diarias de 20°C…

Resumido en datos

Precipitación (mm)Tmedia (°C)Tmáxima (°C)Tmínima (°C)
Binéfar90,612,725,8-0,3
Monzón95,213,227,01,1
San Esteban98,812,025,8-1,3
La Melusa82,212,025,7-2,8
Santa Ana69,412,325,8-0,6
Azanuy60,8
Peralta72,6

El análisis climático de Binéfar y La Melusa nos dice que la temperatura media se ha situado practicamente sobre la media del periodo 1971-2000, pero casi un grado por debajo de la media de los últimos veinte años. La causa es clara, baja insolación diurna y régimen de vientos de poniente, por naturaleza, más frescos que el resto. En cuanto a las precipitaciones, muy abundantes, en las dos estaciones se trata del segundo mes de abril más lluvioso de los últimos 40 años; en el caso de La Melusa esos 82,2 mm han supuesto el doble de lo normal, pero en Binéfar con 90,6 mm casi el triple de lo que suele caer.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*